Archivo del sitio

¿Necesitamos todo lo que nuestro Android nos ofrece?

Consumir por encima de las necesidades

Recientemente se celebró el CES 2012, donde hemos podido descubrir hacia qué rumbo irán los fabricantes de tecnología más destacados durante este año y los siguientes. Ellos marcarán la norma de qué necesitas consumir, en una mezcla del estudio del mercado, de nuestros requerimientos y de lo que estiman que necesitamos. Por nuestra parte ya hemos podido ver los nuevos e inminentes productos de Sony Ericsson (Sony Mobile en breve) de los que podremos dar más cuenta durante el próximo MWC 2012 de Barcelona. Ellos, además de otros fabricantes, aprovecharán esta cita anual para exponer sus propuestas, que como ya viene siendo habitual dentro de la plataforma Android, será el campo de batalla para que todos luchen por captar la atención de todos nosotros,compitiendo por mostrar el terminal más interesante.

Si bien Google, de la mano de Samsung, presentó el Galaxy Nexus para que sea el modelo tipo de smartphone de Android para Ice Cream Sandwich, es obvio que cada fabricante presentará una propuesta más elevada. ¿Son necesarios tantos esteroides en las especificaciones? ¿Consumimos por encima de nuestras necesidades?

 

La norma dice, dentro de Android, que Google presenta el terminal a los desarrolladores –incluso lo regala a diestro y siniestro en sus eventos– para que sirva de modelo base para desarrollar aplicaciones. Marca el estándar a seguir, con las especificaciones ideales para expandir el sistema. Con el Nexus One introdujo las notificaciones luminosas –que gracias a Dios han vuelto con el Galaxy Nexus–, con el Nexus S introdujo el chip NFC –del que tardíamente se ha empezado a implantar en Google Wallet y que vuelven a incluir en el Galaxy Nexus– y con elGalaxy Nexus han dado el salto a las pantallas en alta resolución.

Consumir por encima de las necesidades

Samsung, que tanto en la ocasión anterior como en esta se ha encargado de la fabricación de los terminales deGoogle, es muy seguro que presentará una propuesta más cargada de especificaciones –como viene siendo habitual–. Le gusta estar arriba de la pirámide, liderando con el terminal más completo del mercado y gracias a su corto ciclo de actualizaciones se lo puede permitir, aunque esto fastidie mucho a algunos compradores, que ven como su terminal se queda chico en pocos meses. No obstante, los que ya la conocéis, esperáis a su propuesta, tras la de Google para ver si vuelven a dar una vuelta de tuerca extra y entonces comprar su terminal.

Vemos como en la plataforma de Microsoft con Windows Phone puede ser un buen ejemplo –descartamos Applepuesto que sólo ellos fabrican un sólo terminal por temporada–, ya que, al contrario que Googleimponen a los fabricantes las especificaciones tope, para que ellos sólo puedan decidir el diseño del exterior y la calidad de los componentes. Gracias a esto se consigue que el sistema se amolde a las mismas especificaciones en todos los terminales.

Google, hasta la fecha, sólo indica el modelo base, lo que origina un libertinaje de especificaciones entre todos los fabricantes. Esto conlleva, además de otras trabas, a que cuando hay que actualizar cada terminal el proceso sea lento y tedioso, al tener que amoldar las nuevas librerías y controladores para cada terminal –sin contar el asunto de las capas–.

Dicho esto, es casi justificable que nos guste tener un terminal con buenas especificaciones. Es casi un deseo auto impuesto en una sociedad de consumo. La cuestión es que, teniendo bien presente lo que Google nos muestra como terminal base, ¿hay realmente necesidad de ir más allá?, quiero decir, Google es consciente de que cada versión de su sistema operativo se amolda al terminal que utiliza como referencia –como deduzco que hará Microsoft yApple–, así que me puedo plantear –y espero que también vosotros– que sea innecesaria tantas especificaciones extra por parte de otros fabricantes.

En mi caso, hace un año aún disfrutaba del Nexus One –qué buenas satisfacciones me ha dado usándolo– y decidí actualizarme al Nexus S únicamente por disfrutar y poder comentar el funcionamiento de Gingerbread. Tras la presentación del Galaxy Nexus con ICS deseé volver a hacer la renovación pero, ¡oh sorpresa!, poco después pude actualizar –manualmente- mi Nexus S con ICS y he descubierto lo equivocado que estaba en mi planteamiento. El terminal sigue funcionando igual de bien, diría que incluso mejor, y puedo seguir haciendo lo mismo que hacía antes, con el añadido extra del rediseño de todo el sistema. En mi caso tengo claro que voy a aguantar un año más sin renovarme, porque considero que este deseo de consumo es innecesario. Cada usuario tiene unos requisitos y necesidades –personales y/o laborales– y creo que todos deberíamos hacer un ejercicio de reflexión para ver si realmente necesitamos más especificaciones de las que utilizamos a diario.

Anuncios

La protección y resistencia externa de nuestros móviles, algo más que un antojo

Cierta regla de tres dice que cuanto mayor sea el coste de nuestro smartphone mayor cuidado deberemos aplicarle, ya sea por activa o por pasiva; o sea, evitando ser unos manazas o protegiendo a nuestro terminal con algún artilugio externo. Si el fabricante ya puso su interés en ello mejor para nosotros, pero no siempre ocurrirá así.

Recuerdo el tiempo que estuve disfrutando de mi HTC Nexus One, compañero de buenas batallas y tenaz ante mis descuidos -caídas con doble tirabuzón- gracias a su coraza metálica y a su pantalla con protección de Corning Gorilla Glass. Posterior a este gran terminal me cambie al Samsung Nexus S, versión europea, y con demasiada desilusión pude comprobar -a los pocos días de estrenarlo- que la pantalla ya recibía un arañazo al rozar con un botón. Repasaréalgunas propuestas disponibles por fabricantes para aquellos que tenemos manos de trapo.

 

A lo largo de la aparición de los primeros móviles, hasta los actuales smartphones, muchas han sido las propuestas que, tanto los fabricantes de terminales como los de accesorios, han presentado como posible solución para conservar la integridad de nuestros terminales. Atrás quedaron las horribles fundas de imitación a piel que deslucían el diseño de nuestros móviles y, en muchos casos, desmejoraban la experiencia de interactuar con ellos.

Así, dentro de la plataforma Android, hemos podido ver propuestas de terminales pensados para involucrarse en situaciones delicadas, ya sea por tema profesional u ocio, y salir ilesos ante golpes, arañazos, suciedad y humedad.

De entre estos fabricantes de smartphones podemos mencionar el Motorola Defy, actualmente con el nuevoMotorola Defy+, o Samsung con su Galaxy Xcover o Sony Ericsson con su Xperia Active, por poner algunos ejemplos.

Si miramos las soluciones integradas en los terminales, algunas han sido delegadas a fabricantes externos, como es el caso del fabricante Corning, con su popular Gorilla Glass, que además durante este CES 2012 ha presentado la siguiente evolución.

  • Es un 20% más delgada que el modelo anterior, con lo que los nuevos terminales con esta nueva protección ganarán un extra en delgadez.
  • La pantalla se verá más brillante y además más sensible al tacto.

También, algunos fabricantes como Samsung han evitado esta franquicia, y han otorgado una protección propia para con sus pantallas actuales -como la del Samsung Galaxy Nexus-, que igualmente resisten ante el ataque de unas llaves.

En el campo del recubrimiento exterior del cuerpo del terminal, algunos fabricantes refuerzan sus dispositivos con materiales metálicos, cosa que puede delegar en fallos de conectividad, así que al final hay que utilizar materiales de tipo plástico, pero con la virtud de proteger y no sufrir deterioros fácilmente, como las actuales tapas traseras de algunos terminales de Samsung.

Más allá de esta protección, como antes hemos mencionado, se puede llevar el terminal al extremo de protegerlo contra agua o humedad, que permitirá que nuestro terminal sobreviva a una leve inmersión acuática o a las inclemencias de una lluvia mientras hablas a la intemperie -allá tú con tus circunstancias-. Aquí cada fabricante buscará su propia solución para determinados terminales, como los que ya hemos referido, añadiendo el caso de fabricante japonés Fujitsu, que recientemente ha decidido apuntarse a la plataforma Android.

Si a toda esta exposición añadimos que, cada vez los terminales que compramos son más caros -o la operadora nos exige más consumo-, nos queda la obviedad de que tenemos que mantenerlos sanos y salvos o mirar bien las especificaciones antes de elegir uno, decantándonos por aquel que, cubriendo las necesidades básicas, además haya sido diseñado para permanecer impoluto bajo condiciones de uso moderado -siempre podrás añadirle un seguro contra caída por si las moscas-. Yo, por mi parte, ya aprendí la lección.

 

Nota original: elandroidelibre.com